Limpieza y desinfección del fregadero

La limpieza y desinfección del fregadero depende del material elegido. En los de acero inoxidable puede utilizarse un limpiador cremoso normal y un estropajo no metálico, ya que en caso contrario podría rallarlo y, además de afear su aspecto, disminuir su durabilidad.

Una de las ventajas de los fregaderos de cuarzo natural es lo fácil que resulta su mantenimiento y limpieza, ya que basta limpiarlo de forma habitual con un paño y un limpiador doméstico.

En lo relativo al mantenimiento general y para evitar atascos y tuberías lentas, toma estas buenas prácticas:

  • No deben verterse por el fregadero restos de comidas, caldos o aceites.
  • Debe utilizarse de forma periódica un limpiador de tuberías y seguir las indicaciones del fabricante.
  • En el caso de un atasco, es recomendable actuar de forma inmediata e impedir que se estanque el agua con un producto más activo.
  • Se ha de evitar también la obturación de los sumideros laterales antirrebosamiento por la acumulación de restos orgánicos o suciedad, así como el deterioro de tapones y cadenas de sujeción.
  • Debe prestarse especial atención a los accesorios de limpieza porque también necesitan mantenimiento. Se han de limpiar y desinfectar bayetas y estropajos después de su uso y sustituirlos en caso de deterioro o manchas persistentes. La mayoría de las bayetas puedan lavarse en la lavadora con agua caliente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*